Saltar al contenido

Junio-septiembre 2010: Comienza el verano más desafiante y decisivo de la historia

21 junio 2010

https://i2.wp.com/www.definicionabc.com/wp-content/uploads/verano.jpg

Comienza el verano más desafiante y decisivo de la historia

Liberación AHORA, 21-6-2010. Está en el ambiente, se siente y hasta puede palparse: la Humanidad y el planeta están entrando en una fase culminante y, en realidad, se enfilan con rapidez hacia un punto de no retorno. La pervivencia del modo de civilización y sistema que hemos estado manteniendo (y padeciendo) en el último siglo, es ya impracticable, insostenible. Y todos los poderes y personas que están conscientes de ello, hace largo tiempo que toman posiciones para este momento total. Algunos -los más involutivos-, para disputar y asegurarse (estupidamente) un buen reparto de los recursos y el control de las masas; y otros -los más despiertos-, para montar la gran ola (verdadero Tsunami) del Cambio en el mejor modo posible, afinándose y alistándose conforme a los nuevos paradigmas que emergerán de las cenizas del viejo mundo, que se desintegra de día en día, de forma inexorable.

Lo que a estas alturas ya es muy claro a los ojos de todos (los que están minimamente informados), es que la gravedad de los grandes y diversos desafíos en curso (económicos, geoestratégicos, medio ambientales, geopolíticos, energéticos, informativos, sanitarios…) ha llegado a un punto en el que la tremenda tensión acumulada, ya incontenible, va a tener que ser liberada de unos modos u otros. Pero va a ser liberada sin tardanza. Y la naturaleza ya nos ha demostrado sobradamente que lo que no consigamos hacer nosotros por las buenas, lo hará el propio planeta por las bravas. A partir de ahora la recuperación del Equilibrio y Orden naturales, y la limpieza a fondo que se precisa para ello, van a ser realizados sin más contemplaciones. El tiempo está vencido y el reloj cósmico no admite dilaciones humanas, ni mucho menos la arrogancia y la conducta demencial de los pocos miles que ostentan el poder global, sometiendo a billones.

Tenemos ahora mismo sobre la mesa del panorama mundial una serie de temas candentes de enorme calado, por los resultados y consecuencias que pueden traer proximamente. Según propagan los mass media, hay un vertido descontrolado de petróleo en el Golfo de México, cuya verdadera causa y dimensiones no sólo no han sido cabalmente aclaradas, sino que están siendo deliberadamente ocultadas a la sociedad por las autoridades oficiales y los implicados. Todo el asunto presenta, además, serios indicios de ser un gran montaje; un montaje de repercusiones devastadoras. Tanto el gigante petrolífero BP como el Gobierno y la administración norteamericanos están teniendo, cuando menos, un comportamiento negligente en la gestión de este -al parecer- desastre ecológico de magnitud insospechada. Lo que sí se sospecha y aprecia, con fundamento, es la instrumentalización que el Gobierno Estadounidense está haciendo de la catástrofe. Las significativas palabras de Obama, comparando la situación con el 11-s, y advirtiendo que a raiz de la misma todos cambiaremos nuestro modo de pensar con respecto al medio ambiente y a la energía, se alinean muy claramente con la aplicación -una vez más- de la llamada Doctrina del Shock, donde a causa de un gran problema dado (o creado a propósito), se induce a la población un estado de temor y ansia de seguridad, que pone en bandeja la “solución firme y oportuna” que el poder ya tiene preparada. Así la sociedad atemorizada y engañada se ve forzada a aceptar la puesta en marcha o ejecución de remedios o medidas abusivas, leoninas, que sin dicho estado de engaño y alteración emocional de la opinión pública, no sería posible implementar. Veremos, pues, cómo se desarrollan las cosas (hay quienes apuntan -desde otras fuentes- a la erupción de un volcán submarino como causa del desastre, y que no sería petróleo mucho de lo que está saliendo a la superficie marina).

Por otro lado, la llamada crisis económica (en realidad un fallo sistémico fatal, deliberadamente provocado), plantea muchísimas interrogantes en el futuro de miles de millones de ciudadanos en el planeta, que sin embargo están accediendo en número creciente al conocimiento cabal (a través de fuentes de información alternativas) de que una élite económica-industrial está haciendo y deshaciendo impunemente todo, para lograr sus propios y exclusivos fines, enmarcados en la ampliación y consolidación de su poder oligárquico. No obstante, dicha élite, representada en sociedades como el Grupo Bilderberg (desconocido para la mayoría de la gente hasta hace sólo unos días, con la explosión informativa de su última reunión, en Sitges), pierde su secretismo irremediablemente y está quedando por fin al descubierto para las masas, que despiertan a marchas forzadas y comienzan a hacerse preguntas “politicamente incorrectas”. La disidencia y las revelaciones son imparables en todas las áreas: política, información, ciencia, medicina, historia…

Incluso temas capitales como la demolición controlada de las Torres Gemelas (el autoatentado del 11-s) están ya a punto de estallar ante la opinón pública en todo el mundo. Frente a esta situación cada vez más incómoda y difícil de manejar, los poderosos y magnates del mundo (asociados por la consecución de sus nefastos objetivos, en pro de sus exclusivos intereses, contrarios al bien común y -por tanto- criminales) se precipitan en el ansia de sacar adelante su infame agenda. Sus planes, en verdad, están cada vez más complicados de ejecutar, no sólo por la emergencia de una masa social mejor informada y más empoderada, sino también por la existencia de bloques de países rebeldes y suficientemente poderosos, que no están por la labor de someterse al yugo del oscuro y profundo lobby sionista-masónico-satánico, con sede en Estados Unidos, Inglaterra, Israel y el Vaticano. Es por ello, y para relanzar la economía del modo en que ellos la entienden (después de haberla destrozado a propósito para implementar e imponer un Nuevo Orden Mundial) que están decididos a atacar a Irán y, por ende, a sus aliados (incluso haciendo uso de armas nucleares), con la intención de hundir al planeta por tercera vez en un guerra mundial.

Por si fuera poco, a todas estas cuestiones se unen otras insólitas, inconmensurables, pero que han sido durante muchos años un “secreto a voces”. El caso paradigmático es el tema de la Vida extraterrestre inteligente, que desde hace unos pocos años ha entrado en un proceso imparable que está conduciendo, sin duda, a una próxima revelación y contacto oficiales, a escala mundial. Los recientes procesos de desclasificación de documentos secretos y las declaraciones de científicos respetados que afirman la existencia de y las comunicaciones con seres de otros planetas, están ciertamente preparando el terreno para la revelación oficial de todo el asunto. Pero no nos engañemos. Si bien hoy ya sólo los incrédulos o los desinformadores ponen en duda o rechazan la existencia de vida y civilizaciones extraterrestres avanzadas, lo que no podemos creernos es que algo que promuevan los actuales poderes mundiales corruptos (en este caso la revelación oficiosa del asunto) sea confiable, o que vaya con buenas intenciones. Sobre todo cuando a lo largo de las décadas la información libre ha constatado (a veces pagando el precio con la vida de los informadores) que los gobiernos más poderosos del planeta mantuvieron y siguen manteniendo estrecho contacto con civilizaciones negativas, de gran evolución tecnológica pero de nulo nivel espiritual, las cuales transferían conocimientos científicos y tecnológicos a cambio de… (?). Y del mismo modo, cerraban y siguen cerrando la puerta a otras civilizaciones verdaderamente armónicas, pacíficas y benignas -plenamente integradas en el Orden Cósmico-, que en un momento dado (esto lo sabe la élite global) podrían presentarse abiertamente para certificar el fin del sistema mundial de explotación humana (y de ahí proyectos como Blue Beam, para confundir y controlar a la población antes de que eso suceda).

En cualquier caso, y respecto a todos los temas expuestos (y el resto de los que cubrimos habitualmente), hay un protagonista fundamental que es el que va a tener la última palabra en una gran parte de los desafíos planteados. Ese protagonista fundamental SOMOS TODOS NOSOTROS, LA GENTE, LA HUMANIDAD. Si de ahora en adelante permanecemos bien informados y conscientes, acrecentando nuestra unidad, colaboración y coordinación; y sobre todo si nos mantenemos en nuestro centro, empoderados, procurando la serenidad, la calma mental y el enfoque positivo, constructivo y pacífico, cualquier medida, maniobra o movimiento negativo o demencial que el sistema establecido trate de imponer sobre nosotros se verá abocado irremediablemente al fracaso, al no contar con nuestro consentimiento, sumisión e ignorancia. Realmente ellos están aterrados por esta posibilidad cada vez más plausible. Se les termina el tiempo. Y a cada minuto, las masas -que siempre habían dormido alienadas- despiertan más y más. Y nuestra superioridad y capacidad, unidos y conscientes, es aplastante, irresistible.

Finalmente, y como apunté antes, si no llegásemos a realizar lo que se precisa realizar, serán el Sol y la Tierra (piezas Rey y Reina en el tablero físico-energético de este juego), los que completen el trabajo. Ya que el Sol y la Tierra, junto con la Humanidad consciente, tienen una agenda evolutiva que cumplir, por Ley e imperativo cósmicos. Esta agenda es inoponible, impostergable, y no hay manera humana ni sobrehumana de detenerla. Por lo tanto la agenda de la élite global es nada. NADA. Estamos dirigiéndonos a un Salto Evolutivo de alcances universales, inefables. Y se producirá con absoluta precisión y perfección.

Por el momento, atravesemos este tiempo crucial viviéndolo lo mejor que podamos, desde el corazón, centrados, enfocados en lo bueno, apoyándonos entre todos, colaborando con este proceso natural, fluyendo en el sentido de la corriente de la Vida. Recordando a Gandhi una vez más, seamos nosotros mismos el cambio que queremos ver en el mundo. De este modo llegaremos a buen puerto de la manera más asequible y suave que sea posible. Pero llegaremos. Y cuando venga el otoño, la Humanidad comenzará de veras a cosechar lo sembrado en los años y meses previos. Hagamos entonces buena siembra este verano, cultivemos y cultivémonos sabiamente, en Luz, en Consciencia, Paz y Amor.

Freeman, Liberación AHORA

******************************

Seguidamente, una selección de enlaces a noticias de actualidad acerca de los temas tratados, publicadas en fuentes de información tanto alternativas como convencionales.

Los personajes están actuando, el guión se acelera, y el suspense va “in crescendo”

La Humanidad encara el desenlace final de su historia

http://rubenserna.files.wordpress.com/2009/09/tierra.jpg

________________________________________________________________________

________________________________________________________________________

………ES TIEMPO DE CONSCIENCIA

  • EL ÁGORA FRACTAL TAMBIÉN EN FACEBOOK. ¡TE ESPERAMOS!

____________________________________________________

Qué pasa si…?

____________________________________________________

Virus y locura científica
Manipulados

En Miguel Jara

Una docena de buques de guerra israelíes y norteamericanos cruzan el Canal de Suez: ¿destino Irán?

Parlamentarios europeos firman declaración oficial para acabar con el secreto ET

Fotos exclusivas de la explosión en la plataforma petrolífera de Golfo de Méjico

Marysol González Sterling comenta el I Ching de aquí al 2013

En Rafapal

12 comentarios
  1. marian permalink
    22 junio 2010 11:33 PM

    a pesar de que muchas personas estamos informados y creemos .me he quedado sin palabras,y mi corazon late mas fuerte de lo normal,no es un gran comentario pero es lo que siento y llorando como estoy sinto mucha pena por la humanidad,solo me queda decir tenemos que amar a todos,somo una misma alma

    • 23 junio 2010 2:45 AM

      Hola Marian, todo está mejor de lo que parece, porque pertenecemos a un Orden mucho más grande y más perfecto de lo que podamos percibir con nuestra limitada mente humana. Un gran ciclo termina para comenzar otro. Sí que a veces es inevitable sentir pena y llorar, por compasión a toda la Humanidad sufriente. Sólo el conocimiento más profundo sobre nosotros mismos y la realidad nos da la perspectiva más alta para no perdernos en este bosque y sufrir. Los documentos del Proyecto El Ágora Fractal, presentado en este blog, pueden ayudarte mucho en este sentido.

      https://liberacionahora.wordpress.com/sabiduria-perenne/el-agora-fractal-apuntes-para-un-estudio-abierto-de-la-realidad/

      Tenemos que amar a todos, somo una misma alma

      Sabias tus palabras, que comparto al 100%

      Un abrazo y paz

  2. 24 junio 2010 7:22 PM

    • 25 junio 2010 2:57 PM

      Muchas gracias ZasWarria por compartir este video, es muy grato comprobar que los mensajes llegan y resuenan en muchas personas, que luego los comparten a su vez con los demás. Está muy bien este video de Roberto Benítez, al igual que su web. Buenas vibraciones a la atmósfera.

      Un cordial saludo

  3. 25 junio 2010 3:36 AM

    Hermano Freeman, sencillamente extraordinario Post, no has podido expresar mejor lo que todos sentimos en nuestro corazón. Estamos seguros de que todo se producirá según lo estamos imaginando en nuestra mente.

    Como muy bien dices, lo nuevo emergerá al tiempo que enterrará lo viejo. Muchos sentimos que algo inminente muy importante dará lugar y ya nada podrá pararlo, será como una bola de nieve cayendo desde una montaña, se hará cada vez más y más grande.

    Gracias querido hermano, leyendo tu artículo me has hecho llenarme de emociones fuertes, son de los textos que al leerlos te dan un subidón de energía positiva, que hacen que mantengas la llama de la fe encendida.

    Nuevamente gracias y que dios de bendiga

    Un abrazo cósmico de la otra parte de ti

    Jorman

    • 26 junio 2010 3:05 AM

      Gracias de corazón mi querido hermano, me llegó tu energía y tu abrazo, y fue reconfortante, pues todos necesitamos ese apoyo y estímulo de nuestros hermanos afines, sobre todo en estos tiempos de tanto revoltijo externo e interno.

      Es lo que tú dices, llegará el punto en el que la bola de nieve empezará a caer cuesta abajo, y será todo muyyyyy rápido.

      Ahí estaremos si Dios quiere para contarlo, en los blogs de información libre, tal como es el tuyo, magnífico exponente de la labor que los tiempos exigen. Gracias por ser y estar.

      Te envío un fuerte abrazo, querido Jorge!
      Jorman

  4. coco permalink
    7 agosto 2010 7:40 PM

    Preparando la III Guerra Mundial (I) – Objetivo Irán
    Etiqueta: La Locura del Medio Oriente, Los Ejes del Mal

    Michel Chossudovsky
    Global Research
    Traducido por Ziberán en Huelga General
    06/08/10

    La humanidad está en una encrucijada peligrosa. Los preparativos de guerra para atacar a Irán están en “un estado avanzado de preparación”. Sistemas de alta tecnología, incluyendo las armas nucleares, están totalmente desplegados.

    Esta aventura militar ha estado en el tablero de dibujo del Pentágono desde mediados de la década de 1990. Primero Iraq, luego Irán según documentos desclasificados de 1995 del Comando Central de EE.UU.

    La escalada es parte de la agenda militar. Mientras que Irán, es el próximo objetivo junto con Siria y el Líbano, este despliegue estratégico militar también amenaza a Corea del Norte, China y Rusia.

    …Siga leyendo, haciendo click en el título…

    Desde 2005, los EE.UU. y sus aliados, incluidos los interlocutores de los Estados Unidos de la OTAN e Israel, han estado involucrados en el amplio despliegue y el almacenamiento de los sistemas de armas avanzados.

    Los sistemas de defensa aérea de los EE.UU., los países miembros de la OTAN e Israel están totalmente integrados.

    Se trata de una tarea coordinada del Pentágono, la OTAN, de la Fuerza de Defensa de Israel (FID), con participación activa de los militares de varios de los países de la OTAN y no-socios, incluyendo los estados árabes de primera línea (los miembros de la OTAN del Diálogo Mediterráneo y la Iniciativa de Cooperación de Estambul), Arabia Saudita, Japón, Corea del Sur, India, Indonesia, Singapur, Australia, entre otros. (La OTAN se compone de 28 estados miembros. Otros 21 países son miembros del Consejo de la Alianza Euro-Atlántica (EAPC); el Diálogo Mediterráneo y la Iniciativa de Cooperación de Estambul cuenta con diez países árabes e Israel.

    El papel de Egipto, los Estados del Golfo y Arabia Saudita (dentro de la alianza militar ampliada) es de particular relevancia. Egipto controla el tránsito de buques de guerra y buques petroleros por el Canal de Suez. Arabia Saudita y los Estados del Golfo ocupan la costa occidental del sur del Golfo Pérsico, el estrecho de Ormuz y el Golfo de Omán.

    A principios de junio, “informa Egipto, que permitió a once buques de EE.UU. y de Israel pasar por el Canal de Suez, en una aparente señal …. a Irán. … El 12 de junio, puntos de venta de prensa regional informaron que los saudíes habían concedido a Israel la autorización para sobrevolar su espacio aéreo…” (Mirak Weissbach Muriel, Israel’s Insane War on Iran Must Be Prevented, Global Research, 31 de julio de 2010) En la doctrina militar posterior al 11-S, el despliegue masivo de armamento militar se definió como parte de la llamada “Guerra Global contra el Terrorismo“, apuntando a organizaciones terroristas “no estatales” como Al Qaeda y los llamados “Estados patrocinadores del terrorismo “, entre ellos Irán, Siria, Líbano y Sudán.

    La creación de nuevas bases militares de EE.UU., el almacenamiento de los sistemas de armas avanzadas, incluyendo las armas nucleares tácticas, etc . se llevaron a cabo como parte de la preventiva ‘doctrina militar defensiva‘ bajo el paraguas de la “Guerra Global contra el Terrorismo“.

    Guerra y crisis económica

    Las consecuencias de un ataque más amplio de Estados Unidos y la OTAN a Israel contra Irán son de largo alcance.

    La guerra y la crisis económica están íntimamente relacionadas. La economía de guerra se financia por Wall Street, que se erige en el acreedor de la administración de EE.UU.

    Los productores de armas de EE.UU. son los destinatarios de miles de millones de dólares del Departamento de Defensa de EE.UU. por los contratos de adquisición de sistemas de armas avanzados.

    A su vez, “la batalla por el petróleo” en Oriente Medio y Asia Central sirve directamente a los intereses de los gigantes del petróleo anglo-estadounidenses. Los EE.UU. y sus aliados están “batiendo los tambores de guerra” a la altura de una depresión económica mundial, por no mencionar la catástrofe ambiental más grave de la historia mundial. En un giro amargo, uno de los grandes jugadores (BP) en el tablero de ajedrez geopolítico de Asia Central en el Medio Oriente, antiguamente conocida como la Anglo-Persian Oil, ha sido el instigador de la catástrofe ecológica en el Golfo de México.

    Medios de desinformación

    La opinión pública, influida por el bombo los medios de comunicación, ofrece apoyo tácito, indiferente o ignorante de los posibles impactos de lo que se mantiene como un ad hoc “punitivo” de la operación dirigida contra las instalaciones nucleares de Irán en lugar de una guerra total.

    Los preparativos de guerra incluyen el despliegue de los fabricantes de armas nucleares de EE.UU. e Israel.

    En este contexto, las consecuencias devastadoras de una guerra nuclear se trivializan o simplemente no se mencionan.

    La crisis “real” que amenaza a la humanidad es el “calentamiento global”, según los medios y Gobierno, y no la guerra.

    La guerra contra Irán se presenta a la opinión pública como un tema entre otros. No se ofrece como una amenaza a la “Madre Tierra”, como el caso del calentamiento global. No es noticia de primera plana. El hecho de que un ataque contra Irán podría llevar a una potencial escalada y desencadenar una “guerra global” no es motivo de preocupación.

    Culto a la muerte y la destrucción

    La máquina global de matar también es sostenida por el culto a la muerte y la destrucción que impregna las películas de Hollywood, por no mencionar las guerras en prime time y las series de televisión sobre delincuencia.

    Este culto a la matanza está respaldado por la CIA y el Pentágono, que también apoyó (financió) producciones de Hollywood como instrumento de propaganda de guerra:

    El Ex-agente de la CIA Bob Baer dijo: “Hay una simbiosis entre la CIA y Hollywood” y reveló que el ex director de la CIA, George Tenet, se encuentra actualmente en Hollywood, hablando con los estudios. (Matthew Alford and Robbie Graham, Lights, Camera… Covert Action: The Deep Politics of Hollywood, Global Research, 31 de enero de 2009). La máquina de matar se despliega a nivel global dentro del marco de la estructura de comando de combate unificado. Y se mantiene habitualmente por instituciones de gobierno, medios corporativos, y mandarines e intelectuales a las órdenes del Nuevo Orden Mundial, y desde los think tanks de Washington y los institutos de investigación de estudios estratégicos, como instrumento indiscutible de la paz y la prosperidad mundial. La cultura de la muerte y la violencia se ha grabado en la conciencia humana.

    La guerra es ampliamente aceptada como parte de un proceso social: la Patria tiene que ser “defendida” y protegida.

    La “violencia legitimada” y las ejecuciones extrajudiciales contra los “terroristas” se mantienen en las democracias occidentales, como instrumentos necesarios de seguridad nacional.

    Una “guerra humanitaria” es sostenida por la llamada comunidad internacional. No se condena como un acto criminal. Los arquitectos principales son recompensados por sus aportes a la paz mundial. En cuanto a Irán, lo que se está desarrollando es la legitimación directa de la guerra en nombre de una idea ilusoria de seguridad mundial.

    Un ataque aéreo “preventivo” contra Irán llevaría a una escalada.

    En la actualidad hay tres teatros de guerra por separado en el Oriente Medio Asia Central: Irak, Af-Pak, y Palestina.

    Si Irán fuera objeto de un ataque aéreo “preventivo” por las fuerzas aliadas, toda la región, desde el Mediterráneo Oriental hasta la frontera occidental de China con Afganistán y Pakistán, podría estallar, lo que nos conduce potencialmente a un escenario de Tercera Guerra Mundial.

    La guerra también se extendería al Líbano y Siria. Es muy poco probable que los atentados, si se aplicaran, quedasen circunscritos a las instalaciones nucleares de Irán como afirman las declaraciones oficiales de EE.UU. y la OTAN. Lo más probable es un ataque aéreo tanto a infraestructuras militares como civiles, sistemas de transporte, fábricas, y edificios públicos.

    Irán, con un diez por ciento estimado del petróleo mundial, ocupa el tercer lugar mundial de las reservas de gas, después de Arabia Saudita (25%) e Iraq (11%) en el tamaño de sus reservas. En comparación, los EE.UU. tiene menos de 2,8% de las reservas mundiales de petróleo. (Véase Eric Waddell, The Battle for Oil, Global Research, diciembre de 2004).

    Es de importancia el reciente descubrimiento en Irán, en Soumar y Halgan, de las segundas mayores reservas mundiales conocidas que se estiman en 12,4 billones de pies cúbicos. Apuntar a Irán no sólo consiste en recuperar el control anglo-estadounidense sobre el petróleo y la economía de gas, incluyendo rutas de oleoductos, sino que también cuestiona la presencia e influencia de China y Rusia en la región.

    El ataque planificado contra Irán forma parte de un mapa global coordinado de orientación militar. Es parte de la “larga guerra del Pentágono“, una provechosa guerra sin fronteras, un proyecto de dominación mundial, una secuencia de operaciones militares.

    Los planificadores militares de EE.UU. y la OTAN han previsto diversos escenarios de la escalada militar. También son muy conscientes de las implicaciones geopolíticas, a saber, que la guerra podría extenderse más allá de la región del Oriente Medio a Asia Central. Los efectos económicos sobre los mercados del petróleo, etc. también se han analizado. Mientras que Irán, Siria y el Líbano son los objetivos inmediatos, China, Rusia, Corea del Norte, por no hablar de Venezuela y Cuba, son también objeto de amenazas de EE.UU.

    Está en juego la estructura de las alianzas militares. Los despliegues militares de la OTAN-EEUU-Israel, incluyendo las maniobras militares y ejercicios realizados en Rusia y sus fronteras inmediatas a China tienen una relación directa con la guerra propuesta contra Irán.

    Estas veladas amenazas, incluyendo su calendario, constituyen un claro aviso a los antiguos poderes de la era de la Guerra Fría, para evitar que puedan interferir en un ataque de Estados Unidos contra Irán.

    Guerra Mundial

    El objetivo estratégico a medio plazo es llegar a Irán y neutralizar a sus aliados, a través de la diplomacia de los cañonazos. El objetivo militar a largo plazo es dirigirse directamente a China y Rusia.

    Aunque Irán es el objetivo inmediato, el despliegue militar no se limita a Oriente Medio y Asia Central. Una agenda militar global se ha formulado.

    El despliegue de tropas de la coalición y los sistemas de armas avanzadas de los EE.UU., la OTAN y sus socios se está produciendo de forma simultánea en todas las principales regiones del mundo.

    Las acciones recientes de los militares de EE.UU. frente a las costas de Corea del Norte en forma de maniobras, son parte de un diseño global.

    Los ejercicios militares, simulacros de guerra, el despliegue de armas, etc… de EE.UU., la OTAN y sus aliados que se están llevando a cabo simultáneamente en los principales puntos geopolíticos, van dirigidos principalmente a Rusia y China.

    – La Península de Corea, el Mar de Japón, el estrecho de Taiwán, el Mar Meridional de China, amenaza a China.

    – El despliegue de misiles Patriot en Polonia, el centro de alerta temprana en la República Checa, amenaza a Rusia.

    – Despliegues navales en Bulgaria, Rumania en el Mar Negro, amenazando a Rusia.

    – Despliegues de tropas de la OTAN y EE.UU. en Georgia.

    – Un despliegue formidable naval en el Golfo Pérsico, incluidos los submarinos israelíes dirigidos contra Irán.

    Al mismo tiempo, el Mediterráneo Oriental, el Mar Negro, el Caribe, América Central y la región andina de América del Sur, son las zonas de la militarización en curso. En América Latina y el Caribe, las amenazas se dirigen contra Venezuela y Cuba.

    “Ayuda militar” de EEUU

    A su vez, transferencias de armas a gran escala se han llevado a cabo bajo la bandera de EE.UU. como “ayuda militar” a países seleccionados, incluyendo 5 mil millones de dólares en un acuerdo de armamento con la India que se destina a mejorar las capacidades de la India contra China. (Huge U.S.-India Arms Deal To Contain China, Global Times, 13 de julio de 2010).

    “[La venta de armas] significará mejorar las relaciones entre Washington y Nueva Delhi, y, de forma deliberada o no, tendrá el efecto de contener la influencia de China en la región.” (Citado en Rick Rozoff, Confronting both China and Russia: U.S. Risks Military Clash With China In Yellow Sea, Global Research, 16 de julio de 2010).

    Los EE.UU. han alcanzado acuerdos de cooperación militar con algunos países del sur de Asia Oriental, como Singapur, Vietnam e Indonesia, incluyendo su “ayuda militar“, así como la participación en maniobras militares dirigidas por Estados Unidos en la Cuenca del Pacífico (julio-agosto 2010). Estos acuerdos son de apoyo a las implementaciones de las armas dirigidas contra la República Popular de China. (Ver Rick Rozoff, Confronting both China and Russia: U.S. Risks Military Clash With China In Yellow Sea, Global Research, 16 de julio de 2010).

    Del mismo modo, y más directamente relacionado con el ataque planificado contra Irán, los EE.UU. está armando a los Estados del Golfo (Bahrein, Kuwait, Qatar y los Emiratos Árabes Unidos) con el interceptor de misiles tierra-aire, Patriot Advanced Capability-3 y la Terminal High Altitude Area Defense (THAAD), así como los basados en estándar de misiles mar-3 interceptores instalados en buques de guerra de clase Aegis en el Golfo Pérsico. (Ver Rozoff Rick, NATO’s Role In The Military Encirclement Of Iran, 10 de febrero de 2010).

    Calendario de almacenamiento militar y de implementación

    Lo que es crucial en lo que respecta a las transferencias de armas de EE.UU. a los países socios y aliados, es el momento real de la entrega y el despliegue. El lanzamiento de una operación militar patrocinada de EE.UU. normalmente ocurriría una vez que estos sistemas de armas están en su lugar, tras el despliegue efectivo de la aplicación de la capacitación del personal. (Por ejemplo, la India).

    Lo que estamos tratando es un diseño militar mundial cuidadosamente coordinado controlado por el Pentágono, con la participación de las fuerzas armadas combinadas de más de cuarenta países. Este despliegue militar multinacional mundial es, con mucho, el mayor despliegue de sistemas de armas avanzados de la historia.

    A su vez, los EE.UU. y sus aliados han establecido nuevas bases militares en diferentes partes del mundo. “La superficie de la Tierra está estructurada como un enorme campo de batalla” . (Ver Jules Dufour, The Worldwide Network of US Military Bases, Investigación Global, 01 de julio 2007).

    El Comando Unificado de la estructura geográfica dividida en comandos de combate se basa en una estrategia de militarización a nivel global. “Los militares EE.UU. tiene bases en 63 países. Marcas de nuevas bases militares han sido construidas a partir de 11 de septiembre 2001 en siete países. En total, hay 255.065 militares desplegados de EE.UU. en todo el mundo.” (Ver Jules Dufour, The Worldwide Network of US Military Bases, Investigación Global, 01 de julio 2007.

    Escenario de la III Guerra Mundial

    Este despliegue militar se produce en varias regiones al mismo tiempo bajo la coordinación de los comandos regionales de EE.UU., con la participación en el almacenamiento de los arsenales de EE.UU. por los aliados de Estados Unidos, algunos de los cuales son antiguos enemigos, incluyendo Vietnam y Japón.

    El contexto actual se caracteriza por una acumulacipón militar global controlada por una superpotencia mundial que está utilizando a sus aliados para desencadenar numerosas guerras regionales.

    La diferencia con la Segunda Guerra Mundial, que fue también una conjunción de distintas salas de una guerra regional, es que con la tecnología de comunicaciones y sistemas de armas de la década de 1940, no había estrategia en “tiempo real” para coordinación en las acciones militares entre grandes regiones geográficas.

    La guerra mundial se basa en el despliegue coordinado de una sola potencia militar dominante, que supervisa las acciones de sus aliados y socios.

    Con la excepción de Hiroshima y Nagasaki, la Segunda Guerra Mundial se caracterizó por el uso de armas convencionales. La planificación de una guerra mundial se basa en la militarización del espacio ultraterrestre.

    Si una guerra contra Irán se inicia, no sólo el uso de armas nucleares, sino toda la gama de nuevos sistemas de armas avanzadas, incluso armas electrométricas y las técnicas de modificación ambiental (ENMOD) se utilizarían.

    El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas

    El Consejo de Seguridad aprobó a principios de junio una cuarta ronda de sanciones de amplio alcance contra la República Islámica de Irán, que incluyen el embargo de armas, y “controles financieros más estrictos”.

    En una amarga ironía, esta resolución fue aprobada pocos días después de la negativa pura y dura del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para adoptar una moción de condena a Israel por su ataque a la Flotilla por la Libertad de Gaza en aguas internacionales.

    Tanto China como Rusia, presionados por los EE.UU., han apoyado el régimen de sanciones del CSNU, en su propio perjuicio. Su decisión en el Consejo de Seguridad contribuye a debilitar su propia alianza militar, la organización de Cooperación de Shanghai (OCS), en la que Irán tiene estatuto de observador. La resolución del Consejo de Seguridad congela los respectivos acuerdos de cooperación militar y económica de China y Rusia con Irán. Esto tiene repercusiones graves en el sistema de defensa aérea de Irán que en parte depende de la tecnología y la experiencia de Rusia.

    La Resolucion del Consejo de Seguridad otorga, de hecho, “luz verde” para librar una guerra preventiva contra Irán.

    La inquisición estadounidense: la construcción de un consenso político para la guerra

    En coro, los medios occidentales han calificado a Irán como una amenaza a la seguridad mundial en vista de su supuesto (inexistente) programa de armas nucleares. Haciéndose eco de las declaraciones oficiales, los medios de comunicación ahora están exigiendo la aplicación de los bombardeos punitivos dirigidos contra Irán a fin de salvaguardar la seguridad de Israel.

    Los medios de comunicación occidentales hacen sonar los tambores de guerra. El propósito es inculcar tácitamente en la conciencia interna de las personas, a través de repetir informes en los medios hasta la saciedad, la idea de que la amenaza iraní es real y que la república islámica debe ser “expulsada”.

    El proceso de creación de consenso para hacer la guerra es similar a la Inquisición española. Se requiere y se exige la sumisión a la idea de que la guerra es una labor humanitaria.

    Conocida y documentada, la verdadera amenaza a la seguridad global emana de la alianza Estados Unidos-OTAN-Israel; sin embargo, la realidad en un ambiente inquisitorial es al revés: los belicistas están comprometidos con la paz, las víctimas de la guerra se presentan como los protagonistas de la guerra.

    Considerando que en 2006, casi dos tercios de los estadounidenses se oponían a la acción militar contra Irán, según un reciente Reuter-Zogby 02 en 2010 la encuesta indica que el 56% de los estadounidenses están a favor de una acción militar de la OTAN contra Irán.

    La construcción de un consenso político que se basa en una mentira no puede, sin embargo, confiar únicamente en la posición oficial de aquellos que son la fuente de la mentira.

    Los movimientos contra la guerra en los EE.UU., que en parte han sido infiltrados y cooptados, han asumido una posición débil con respecto a Irán. El movimiento contra la guerra está dividido. El énfasis se pone en guerras que ya se han producido (Afganistán e Iraq) en lugar de oponerse con fuerza a guerras que se están preparando y que se encuentran actualmente en el tablero de dibujo del Pentágono.

    Desde la inauguración de la administración Obama, el movimiento contra la guerra ha perdido parte de su ímpetu.

    Por otra parte, aquellos que se oponen activamente a las guerras en Afganistán e Iraq, no necesariamente se oponen a la realización de “bombardeos punitivos”, dirigidos a Irán, ni entran en la categoría de estos atentados como un acto de guerra, la que podría ser el preludio de la Tercera Guerra Mundial.

    La escala de la protesta contra la guerra en relación a Irán ha sido mínima en comparación con las manifestaciones masivas que precedieron a los bombardeos de 2003 y la invasión de Iraq.

    La verdadera amenaza a la seguridad global emana de la alianza Estados Unidos – OTAN – Israel.

    La operación Irán no se opuso en el ámbito diplomático por parte de China y Rusia, sino que cuenta con el apoyo de los gobiernos de los estados árabes de primera línea que están integrados en el diálogo OTAN-Mediterráneo. También cuenta con el apoyo tácito de la opinión pública occidental.

    Hacemos un llamamiento a la gente de todos los países, en América, Europa Occidental, Israel, Turquía y en todo el mundo, A levantarse en contra de este proyecto militar, en contra de sus gobiernos que apoyan la acción militar contra Irán, contra los medios de comunicación que sirven para camuflar las devastadoras consecuencias de una guerra contra Irán.

    Esta guerra es una locura.

    La III Guerra Mundial es terminal. Albert Einstein entendía los peligros de la guerra nuclear y la extinción de la vida en la Tierra, que ya ha comenzado con la contaminación radiactiva resultante de uranio empobrecido. “No sé con qué armas se luchará en la III Guerra Mundial, pero en la IV Guerra Mundial se peleará con palos y piedras” .

    Los medios de comunicación, los intelectuales, los científicos y los políticos, a coro, ofuscan la verdad no contada, a saber, que la guerra que utiliza cabezas nucleares destruye a la humanidad, y que este complejo proceso de destrucción gradual ya ha comenzado.

    Cuando la mentira se convierte en la verdad, ya no hay vuelta atrás.

    Cuando la guerra se mantiene como una labor humanitaria, la justicia y todo el sistema jurídico internacional son todo lo contrario: el pacifismo y el movimiento contra la guerra son criminalizados. Oponerse a la guerra se convierte en un acto criminal.

    La mentira debe ser expuesta como lo que es y hace.

    Sanciona la matanza indiscriminada de hombres, mujeres y niños.

    Destruye familias y personas. Destruye el compromiso de las personas hacia sus semejantes.

    Impide a las personas expresar su solidaridad por los que sufren. Defiende la guerra y el estado policial como la única vía.

    Destruye el internacionalismo.

    Romper la mentira significa romper un proyecto criminal de destrucción global, en ella la búsqueda del beneficio es la fuerza primordial.

    Este beneficio impulsando la agenda militar destruye los valores humanos y transforma a la gente en zombis inconscientes.

    Vamos a invertir la marea.

    Desafío a los criminales de guerra en los altos cargos y a las poderosas corporaciones y grupos de presión que los apoyan.

    Fin de la inquisición estadounidense.

    Fin de la cruzada militar de Estados Unidos – OTAN – Israel.

    Cierre de las fábricas de armas y de las bases militares.

    Retirada de las tropas.

    Los miembros de las Fuerzas Armadas deben desobedecer las órdenes y negarse a participar en una guerra criminal.

    Michel Chossudovsky es un laureado autor, profesor (emérito) de Economía de la Universidad de Ottawa y director del Centro para la Investigación sobre la Globalización (CRG), Montreal. Es autor de La Globalización de la Pobreza y el Nuevo Orden Mundial (2003) y de La guerra de América contra el terrorismo (2005). También es colaborador de la Enciclopedia Británica. Sus escritos han sido publicados en más de veinte idiomas.

    • 9 agosto 2010 3:18 AM

      Gracias coco por tu aporte. Todos los que reciben órdenes han de sacar su casta, nobleza y coraje, para no ceder ante el crimen.
      Un cordial saludo.

  5. Kytherean permalink
    10 agosto 2010 9:16 AM

    Hola, estais haciendo un gran trabajo, por favor seguid así 🙂

    • 11 agosto 2010 5:14 PM

      Muchas gracias por tu apoyo y tu estímulo Kytherean. Todos unidos somos más fuertes. 🙂

  6. coco permalink
    10 agosto 2010 6:12 PM

    Advierten a Obama de que Israel podría bombardear Irán
    Etiqueta: La Locura del Medio Oriente, Los Ejes del Mal

    Veteran Intelligence Professionals for Sanity (VIPS)
    Global Research
    Traducido del inglés para Rebelión por Germán Leyens
    09/08/10

    Memorando al presidente de EE.UU. de antiguos oficiales de los servicios de inteligencia

    DE: Veteran Intelligence Professionals for Sanity (VIPS)

    REFERENCIA: Guerra con Irán

    Le escribimos para alertarle sobre la probabilidad de que Israel podría atacar a Irán ya durante este mes. Eso probablemente conduciría a una guerra más amplia.

    Los dirigentes de Israel calcularían que una vez iniciada la batalla, una política en la que usted dé algo menos que un generoso apoyo a Israel será insostenible, no importa cómo haya comenzado la guerra, y que entonces tropas y armamentos estadounidenses fluirán libremente. Una guerra más amplia podría terminar en última instancia en la destrucción del Estado de Israel.

    Esto puede evitarse, pero sólo si usted actúa rápidamente para impedir un ataque israelí, condenando públicamente un acto semejante antes de que suceda.

    …Siga leyendo, haciendo click en el título…

    Creemos que comentarios de altos responsables estadounidenses, incluyendo los suyos, reflejan una confianza mal colocada en el primer ministro israelí [Benjamin] Netanyahu.

    En realidad, la expresión en sí puede ser reveladora, como cuando el director de la CIA, Panetta, señaló displicentemente que Washington deja que los israelíes decidan si atacan a Irán y cuándo, y cuánto “espacio” se deja al esfuerzo diplomático.

    El 27 de junio, Panetta dijo a Jake Tapper de ABC: “Pienso que están dispuestos a darnos el espacio para intentar cambiar a Irán diplomáticamente… en lugar de cambiarlo mediante medios militares”.

    De la misma manera, el tono que usted utilizó al referirse a Netanyahu y a su persona en su entrevista del 7 de julio con la televisión israelí estuvo claramente en desarmonía con décadas de historia deplorable con los dirigentes israelíes.

    “Ninguno de nosotros trata de sorprender al otro”, dijo usted, “y pienso que el primer ministro Netanyahu está comprometido con esa actitud”. Tal vez convenga que usted pida al vicepresidente Biden que le recuerde el tipo de sorpresas que encontró en Israel.

    Los ataques por la espalda han sido hace tiempo una flecha en el carcaj de Israel. Durante la crisis emergente en Oriente Próximo en la primavera de 1967, algunos de nosotros presenciamos de cerca una avalancha de sorpresas y engaños israelíes, cuando predecesores de Netanyahu simularon miedo de un inminente ataque árabe como justificación para iniciar una guerra a fin de apoderarse de territorios árabes y ocuparlos.

    Hace tiempo habíamos concluido que Israel había estado exagerando la “amenaza” árabe mucho antes de 1982 cuando el ex primer ministro israelí Menachem Begin confesó públicamente:

    “En junio de 1967, teníamos una alternativa. Las concentraciones del ejército egipcio en las cercanías del Sinaí no probaban que [el presidente egipcio] Nasser estaba realmente a punto de atacarnos. Debemos ser honestos con nosotros mismos. Decidimos atacarlo”.

    Israel, en los hechos, se había preparado bien en lo militar, y también había organizado provocaciones contra sus vecinos, a fin de provocar una reacción que pudiera utilizarse para justificar la expansión de sus fronteras.

    Ante este historial, sería bueno encarar con un escepticismo adecuado cualesquiera garantías privadas que Netanyahu haya podido dar de que Israel no lo sorprenderá con un ataque contra Irán.

    Los cálculos de Netanyahu

    Netanyahu cree que tiene las cartas altas, en gran parte debido al fuerte apoyo del que goza en nuestro Congreso y de nuestros medios enérgicamente pro israelíes. Interpreta nuestra renuencia a llegar a mencionar públicamente temas bilaterales controvertidos durante su reciente visita como afirmación de que está bien ubicado en la relación.

    Durante años electorales en EE.UU. (incluyendo las elecciones a mitad de período), los dirigentes israelíes se muestran particularmente confiados en el poder que ellos y el lobby del Likud poseen en la escena política estadounidense.

    El actual primer ministro aprendió mucho de Menachem Begin y Ariel Sharon.

    La actitud de Netanyahu se hace patente en un vídeo grabado hace nueve años y mostrado en la televisión israelí, en el que alardeó de cómo engañó al presidente Clinton para que creyera que él (Netanyahu) estaba ayudando a implementar los acuerdos de Oslo, en circunstancias en las que en realidad los estaba destruyendo.

    El vídeo muestra una actitud despectiva hacia –y su asombro ante– un EE.UU. tan fácilmente influenciado por Israel. Netanyahu dice:

    “EE.UU. puede ser dirigido con facilidad. Dirigido en la dirección correcta… No se interpondrá en nuestro camino… Un ochenta por ciento de los estadounidenses nos apoya. Es absurdo”.

    El columnista israelí Gideon Levy escribió que el vídeo muestra que Netanyahu es un “estafador… que piensa que tiene a Washington en el bolsillo y que puede engañarlo”, y agrega que una conducta semejante “no cambia con el pasar de los años”.

    Como hemos mencionado anteriormente, Netanyahu ha tenido modelos de conducta instructivos.

    Ni más ni menos que el general Brent Scowcroft dijo al Financial Times que el ex primer ministro israelí Ariel Sharon había “hipnotizado” a George W. Bush; que Sharon “hacía con él lo que le daba la gana”.

    (Scowcroft fue rápidamente relevado de sus tareas como jefe del prestigioso Consejo de Asesoría de Inteligencia Exterior del presidente y se le dijo que no volviera a dejarse ver nunca en el umbral de la Casa Blanca).

    Si se necesitara otra prueba del apoyo político estadounidense para Netanyahu, éste fue manifiesto cuando los senadores McCain, Lieberman, y Graham visitaron Israel durante la segunda semana de julio.

    Lieberman afirmó que existe amplio apoyo en el Congreso para utilizar todos los medios para impedir que Irán se convierta en una potencia nuclear, incluso “mediante acciones militares si es necesario”. Graham también fue explícito: “El Congreso respalda a Israel”, dijo.

    Hace poco, 47 republicanos de la Cámara de Representante firmaron H.R. 1553 declarando su “apoyo al derecho de Israel a utilizar todos los medios necesarios para enfrentar y eliminar amenazas nucleares planteadas por Irán… incluyendo el uso de fuerza militar”.

    El poder del lobby del Likud, especialmente en un año electoral, facilita los intentos de Netanyahu de convencer a los pocos entre sus colegas que necesitan ser convencidos de que posiblemente no vuelva a haber un momento más propicio para producir un “cambio de régimen” en Teherán.

    Y, como esperamos que sus asesores se lo habrán dicho, el cambio de régimen, no armas nucleares iraníes, constituye el interés primordial de Israel.

    Si el pretendido temor de Israel de que una o dos armas nucleares en el arsenal de Irán puedan cambiar las reglas del juego, se habría podido esperar que los dirigentes israelíes saltaran de alegría ante la posibilidad de que la mitad del uranio poco enriquecido de Irán se envíe al extranjero.

    Pero descartaron como un “truco” el acuerdo tripartito mediado por Turquía y Brasil, alentado personalmente por usted, que habría enviado la mitad del uranio poco enriquecido de Irán fuera del control de Teherán.

    El Estimado Nacional de Inteligencia (NIE)

    Los israelíes han estado observando atentamente los intentos de la comunidad de la inteligencia de EE.UU. de actualizar, en un “Memorando a los titulares”, el NIE de noviembre de 2007 sobre el programa nuclear de Irán. Vale la pena citar un par de las estimaciones esenciales de ese Estimado:

    “Vemos con mucha confianza que en el otoño de 2003 Teherán detuvo su programa de armas nucleares… Evaluamos con una confianza moderada que Teherán no ha reiniciado su programa nuclear a mediados de 2007, pero no sabemos si actualmente se propone desarrollar armas nucleares…”

    Antes este año, el testimonio público ante el Congreso del ex director de inteligencia nacional Dennis Blair (1 y 2 de febrero) y del director de la Agencia de Inteligencia de la Defensa, general Ronald Burgess con el vicepresidente el Estado Mayor Conjunto, general James Cartwright (14 de abril) no alteró esos cálculos cruciales.

    Blair y otros siguieron subrayando el agnosticismo de la comunidad de la inteligencia respecto a un punto esencial. Como Blair dijo antes este año: “No sabemos si Irán terminará por decidir la construcción un arma nuclear”.

    Los medios han informado de comentarios informales de Panetta y de su persona, con una evaluación más sombría –y que usted dijo a la televisión israelí: “…todos los indicadores sseñalan que ellos [los iraníes] efectivamente buscan un arma nuclear;” y que Panetta dijo a ABC: “Pienso que sigue trabajando en diseños en esa área [de armas nucleares]”.

    Panetta se apresuró a agregar, sin embargo, que en Teherán: “Hay un continuo debate ahora mismo sobre si se debería o no seguir adelante con la bomba”.

    Es probable que Israel crea que debe otorgar más peso al testimonio oficial de Blair, Burgess y Cartwright, que concuerdan con el anterior NIE, y los israelíes temen que el tan retrasado Memorando a los titulares del NIE 2007 confirme esencialmente las opiniones cruciales del Estimado.

    Nuestras fuentes nos dicen que es probable que un Memorando a los titulares honesto haga precisamente eso, y que sospechan que el retraso de varios meses significa que las evaluaciones de inteligencia están siendo “ajustadas” a la política –como fue el caso antes del ataque contra Iraq.

    Una guerra impedida

    Las evaluaciones cruciales del NIE de noviembre de 2007 fastidiaron los planes del gigante destructor dirigido por Dick Cheney que avanzaba hacia la guerra contra Irán. El NIE enfureció a los dirigentes de Israel ansiosos de atacar antes que el presidente Bush y el vicepresidente Cheney dejaran el poder. Esta vez, Netanyahu teme que la emisión de un Memorando honesto pueda tener un efecto similar.

    En resumidas cuentas: más incentivo para Israel para evitar un Estimado semejante mediante un ataque a Irán lo antes posible.

    El anuncio de la semana pasada de que funcionarios estadounidenses se reunirán el próximo mes con sus homólogos iraníes para reanudar conversaciones sobre maneras de organizar el enriquecimiento de uranio poco enriquecido iraní para el reactor de investigación médica de Teherán fue una buena noticia para todos con la excepción de los dirigentes israelíes.

    Además, se informa que Irán ha dicho que estaría dispuesto a detener el enriquecimiento a un 20% (el nivel necesitado para el reactor de investigación médica), y ha dejado claro que desea reanudar las conversaciones.

    De nuevo, un acuerdo que envíe una gran parte del uranio poco enriquecido de Irán al extranjero dificultaría, por lo menos, el progreso hacia armas nucleares si Irán decidiera desarrollarlas. Pero también debilitaría considerablemente la justificación más aterradora de Israel para un ataque a Irán.

    En resumidas cuentas: ahora que se programa la reanudación en septiembre de conversaciones que los dirigentes de Israel calificaron anteriormente de “truco”, aumenta el incentivo en Tel Aviv para que los israelíes ataquen antes de que se puede llegar a tal acuerdo.

    Volvamos a decirlo: el objetivo israelí es el cambio de régimen. La creación de un temor sintético a armas nucleares iraníes es simplemente el mejor camino para “justificar” la realización de un cambio de régimen. Dio buenos resultados en Iraq, ¿no es cierto?

    Otra guerra que hay que impedir

    Es muy probable que una enérgica declaración pública suya, advirtiendo personalmente a Israel de que no ataque a Irán bloquearía una acción israelí semejante. Una segunda etapa podría incluir el envío del almirante Mullen a Tel Aviv con instrucciones de militar a militar a Israel que digan: Ni siquiera piensen en hacerlo.

    Después del NIE de 2007, el presidente Bush se impuso sobre el vicepresidente Cheney y envió al almirante Mullen a Israel para transmitir ese duro mensaje. Esa primavera, Mullen volvió a casa muy tranquilizado, seguro y agradecido de haber evitado la probabilidad de tener que ejecutar una orden inspirada por Cheney de enviar fuerzas estadounidenses a una guerra contra Irán.

    Esta vez, Mullen volvió nervioso de una visita a Israel en febrero de 2010. Desde entonces se ha estado preocupando a voces de que Israel pueda llegar a enredar a EE.UU. en una guerra contra Irán, aunque agrega la garantía obligatoria de que el Pentágono tiene un plan de ataque para Irán, por si fuera necesario.

    En contraste con su experiencia en 2008, sin embargo, Mullen parece inquieto de que los dirigentes no hayan tomado en serio sus advertencias.

    Mientras estaba en Israel, Mullen insistió públicamente en que un ataque contra Irán sería un “problema grande, grande, grande para todos nosotros, y me preocupan mucho las consecuencias imprevistas”.

    Después de su retorno, en una conferencia de prensa en el Pentágono el 22 de febrero, Mullen dio a entender el mismo punto. Después de recitar el mismo texto manido de que Irán “está en camino de lograr armas nucleares” y su “deseo de dominar a sus vecinos”, incluyó lo siguiente en sus observaciones preparadas:

    “Por ahora, las palancas diplomática y económica del poder internacional son y deberían ser las primeras a utilizar. Por cierto, espero que se utilicen siempre y consecuentemente. Ningún ataque, por efectivo que sea, será, de por sí, decisivo”.

    A diferencia de generales más jóvenes –David Petraeus, por ejemplo– el almirante Mullen sirvió en la Guerra de Vietnam. Esa experiencia es probablemente lo que causa digresiones como ésta: “Quisiera recordar a todos una verdad esencial: La guerra es sangrienta y desigual. Es sucia y fea e increíblemente derrochadora…”

    Aunque el contexto inmediato para esa observación fue Afganistán, Mullen ha subrayado una y otra vez que una guerra contra Irán sería un desastre mucho mayor. Los que tienen un cierto grado de familiaridad con los valores militares, estratégicos y económicos en juego saben que tiene razón.

    Otros pasos

    En 2008, después que Mullen leyó la cartilla a los israelíes, éstos dejaron de lado sus planes preventivos contra Irán. Habiendo cumplido esa misión, Mullen consideró seriamente maneras de impedir cualquier incidente no intencionado (o, en realidad, deliberadamente provocado) en el concurrido Golfo Pérsico que pueda conducir a hostilidades más amplias.

    Mullen lanzó un interesante balón de prueba en una conferencia de prensa del 2 de julio de 2008, cuando indicó que el diálogo entre militares podría “aumentar el entendimiento” entre EE.UU. e Irán. Pero no se supo nada más de esta proposición, probablemente porque Cheney le ordenó que la abandonara.

    Fue una buena idea –y lo sigue siendo. El peligro de una confrontación entre EE.UU. e Irán en el concurrido Golfo Pérsico no se ha encarado y debería hacerse. El establecimiento de un vínculo directo de comunicaciones entre altos responsables militares en Washington y Teherán reduciría el peligro de un accidente, error de cálculo, o un ataque encubierto de bandera falsa.

    A nuestro juicio, esto debería tener lugar de inmediato –en particular porque las sanciones recientemente introducidas reivindican un derecho a inspeccionar barcos iraníes. Se informa de que el comandante naval de los Guardias Revolucionarios Iraníes ha amenazado con “una respuesta en el Golfo Pérsico y en el Estrecho de Ormuz” si alguien trata de inspeccionar barcos iraníes en aguas internacionales.

    Otra válvula de seguridad resultaría de una negociación exitosa de algo como el protocolo de “incidentes en alta mar”, concluido con los rusos en 1972 durante un período de tensión relativamente alta.

    Con sólo unos don nadie interinos a cargo de la comunidad de la inteligencia, usted tal vez podría considerar la posibilidad de darle una buena lección e insistir en que termine un honesto Memorando a los titulares del NIE de 2007 a mediados de agosto –mencionando cualquier desacuerdo, cuando sea necesario.

    Lamentablemente, nuestros antiguos colegas nos dicen que la politización de los análisis de inteligencia no terminó con la partida de Bush y Cheney… y que el problema es agudo incluso en la Oficina de Inteligencia e Investigación del Departamento de Estado, que en el pasado ha hecho algunos de los mejores análisis profesionales, objetivos y francos.

    Eruditos, think tanks: no entienden de qué se trata

    Como habrá observado, la mayor parte de la sección Outlook del Washington Post del domingo se dedicó a un artículo intitulado: “Un Irán nuclear, ¿atacaría EE.UU. para impedirlo? –Imaginando la reacción de Obama a una crisis de misiles iraníes”.

    La página cinco estaba dominada por el resto del artículo con el título: “¿Quién parpadeará primero cuando Irán esté al borde?”

    Una foto a todo lo ancho de la página de un misil que pasa frente a dignatarios iraníes en el pódium (reminiscente de los familiares desfiles en la Plaza Roja) apunta a la página del medio de la sección de Outlook, como si fuera a hacerla añicos.

    Típicamente, los autores encaran la “amenaza” iraní como si amenazara a EE.UU., a pesar de que la secretaria Clinton ha declarado públicamente que no es así. Escriben que una opción para EE.UU. es “el camino solitario, impopular, de emprender una acción militar que carece de consenso aliado”. ¡O Tempora, O Mores!

    En menos de una década, las guerras de agresión sólo se han convertido en caminos solitarios, impopulares.

    Lo que tal vez sea lo más notable, sin embargo, es que en ninguna parte se encuentra la palabra Israel en ese artículo muy largo. Artículos de opinión semejantes, incluyendo algunos de think tanks relativamente progresistas, también encaran estos temas como si se tratara simplemente de problemas bilaterales entre EE.UU. e Irán, con poca o ninguna atención a Israel.

    ¿Cañones de agosto?

    Hay demasiado en juego. El comienzo de hostilidades podría tener inmensas repercusiones. De nuevo esperamos que el almirante Mullen y otros le habrán dado informaciones exhaustivas al respecto.

    Netanyahu emprendería una jugada fatídica al atacar Irán, con grandes riesgos para todos los involucrados. El peor de los casos, que no deja de ser concebible, es que Netanyahu represente –sin quererlo– el papel del “doctor muerte” para el Estado de Israel.

    Incluso si EE.UU. fuera arrastrado a una guerra provocada por Israel, no hay la menor garantía de que esa guerra tenga buenos resultados.

    Si EE.UU. sufriera considerables bajas, y si los estadounidenses tomaran conciencia de que esas víctimas fueron causadas por exageradas afirmaciones israelíes sobre una amenaza nuclear de Irán, Israel perdería gran parte de su alta estima en EE.UU.

    Podría haber un aumento del antisemitismo cuando los estadounidenses lleguen a la conclusión de que funcionarios con dobles lealtades en el Congreso y en el poder ejecutivo lanzaron a nuestros soldados a una guerra provocada, bajo falsos pretextos, por likudniks en función de sus propios propósitos egoístas.

    No tenemos la impresión de que los principales protagonistas en Tel Aviv o Washington estén suficientemente sensibilizados en estos factores críticos.

    Usted está en condiciones de impedir esta aciaga, pero probable, reacción en cadena. Pensamos que es posible que una acción militar israelí no resulte en una gran guerra regional, pero consideramos que esta última es más bien probable.

    NOTA AL PIE – La experiencia de los veteranos de la inteligencia

    Nosotros, los profesionales veteranos de la inteligencia por la cordura (VIPS), nos hemos visto antes en esta posición. Preparamos nuestro primer Memorando para el Presidente en la tarde del 5 de febrero de 2003, después del discurso de Colin Powell en las Naciones Unidas.

    Habíamos observado cómo se corrompía nuestra profesión para que presentara inteligencia falsa, que después fue criticada (correctamente) como “no corroborada, refutada e inexistente” – adjetivos utilizados por el ex presidente del Comité de Inteligencia del Senado, Jay Rockefeller, después de cinco años de investigación por su comité.

    Cuando habló Powell decidimos colectivamente que nuestra acción responsable debía ser advertir al presidente antes de que actuara sobre la base de información equivocada para atacar a Iraq. A diferencia de Powell, no afirmamos que nuestro análisis era “irrefutable e innegable”. Concluimos con la siguiente advertencia:

    “Después de ver hoy al secretario Powell, estamos convencidos que le convendría ampliar la discusión… más allá del círculo de esos consejeros que están obviamente inclinados a favor de una guerra para la cual no vemos ningún motivo imperativo y que creemos que sus consecuencias no intencionadas probablemente serían catastróficas”.

    http://www.afterdowningstreet.org/downloads/vipstwelve.pdf

    No nos causa satisfacción que hayamos tenido razón respecto a Iraq. Otros que se basaron en más experiencia inmediata sobre Iraq emitieron advertencias similares. Pero nos mantuvieron muy lejos de las trincheras creadas por Bush y Cheney.

    Desgraciadamente su propio vicepresidente, que entonces era presidente del Comité de Asuntos Exteriores del Senado, fue uno de los más asiduos en el bloqueo de oportunidades para que se escucharan voces discrepantes. Esto forma parte de lo que produjo el peor desastre de política exterior en la historia de nuestra nación.

    Ahora creemos que también podemos tener razón respecto a (y directamente al borde de) otra inminente catástrofe de un alcance aún mayor –Irán– en la cual otro presidente, usted, no recibe buenos consejos de su círculo cerrado de asesores.

    Probablemente le estén diciendo que, ya que usted ha aconsejado en privado al primer ministro Netanyahu que no ataque Irán, él no lo hará. Esto podría ser simplemente el síndrome familiar de decir al presidente lo que ellos piensan que quiere oír.

    Póngalos a prueba: dígales que otros creen que están totalmente equivocados sobre Netanyahu. Lo único positivo al respecto es que usted –sólo usted– puede impedir un ataque israelí contra Irán.

    Grupo directivo, Veteran Intelligence Professionals for Sanity (VIPS)

    Ray Close, Directorado de Operaciones, División Oriente Próximo, CIA (26 años)

    Phil Giraldi, Directorado de Operaciones, CIA (20 años)

    Larry Johnson, Directorado de Inteligencia, CIA; Departamento de Estado, consultor del Departamento de Defensa (24 años)

    W. Patrick Lang, coronel de Fuerzas Especiales de EE.UU. (en retiro); Oficial de Inteligencia de la Defensa para Oriente Próximo/Asia del Sur; director de Recolección de HUMINT, Agencia de Inteligencia de la Defensa (30 años)

    Ray McGovern, oficial de Inteligencia del Ejército de EE.UU., Directorado de Inteligencia de la CIA (30 años)

    Coleen Rowley, agente especial y abogado de la División Minneapolis del FBI (24 años)

    Ann Wright, coronel, Reserva del Ejército de EE.UU. (en retiro), 29 años; Oficial de Servicio Exterior, Departamento de Estado, (16 años)

    consortiumnews.com

    © Copyright Veteran Intelligence Professionals for Sanity, consortiumnews.com, 2010( me gusta mucho su blog, saludos cordiales freeman.) (esperemos que el mundo cambie ,todos por la paz)

  7. coco permalink
    11 agosto 2010 5:32 PM

    Por favor, explícame nuevamente: ¿De qué se trata la ‘guerra’?
    Etiqueta: Lo Mejor de la Web, Traducción Signs Of The Times

    William Blum
    Anti-Empire Report / Sott.net
    05/08/2010

    Algunos de los cientos de miles de civiles afganos
    asesinados por el ejército norteamericano desde el 2003.

    Cuando los hechos son inconvenientes, cuando la ley internacional, los derechos humanos y la historia se interponen en el camino, cuando los crímenes de guerra no pueden justificarse o ser explicados fácilmente, cuando la lógica no ayuda demasiado, los actuales y selectos líderes políticos norteamericanos se vuelven hacia lo que ahora es el viejo y confiable 9/11. Tenemos que luchar en Afganistán porque… de alguna manera… está relacionada con lo sucedido el 11 de septiembre del 2001. Aquí tenemos al vicepresidente Joe Biden: “Sabemos que los ataques del 9/11 ocurrieron desde un lugar entre Afganistán y Pakistán”.

    …Siga leyendo, haciendo click en el título…

    Aquí tenemos a la senadora Lindsay Graham (R-SC): “Desde este lugar [Afganistán] nos han atacado el 9/11”.

    El Rep. Mike Pence, tercero en el ranking del Partido Republicano, aseguró que las revelaciones de los documentos en Wikileaks no modifican su visión del conflicto afgano, y tampoco espera un cambio en la opinión pública. “En Indiana, la gente sigue recordando de dónde vinieron los ataques del 9/11”.

    Aquí tenemos al presidente Obama hace un año atrás: “Pero nunca debemos olvidar que esta no es una guerra elegida. Es una guerra de necesidad. Aquellos que atacaron a EEUU el 9/11 están preparándose para hacerlo nuevamente. Si no la controlamos, la insurgencia talibán será un cielo aún más seguro desde el cual al-Qaeda podría planear asesinar a más norteamericanos” 4

    Y aquí tenemos al presidente, dos días después de la publicación de los documentos en Wikileaks, refiriéndose a Afganistán y Pakistán como “la región de donde provinieron los ataques del 9/11 y de donde se han planificado otros ataques contra EEUU y nuestros amigos y aliados”.5

    Sin tener en cuenta que ninguna de esas cientos de miles de personas asesinadas por EEUU y la OTAN en Afganistán ha sido identificada como partícipe de los eventos del 11 de septiembre de 2001.

    Comentario Sott: No olvidemos a Israel. El plan del 11 de septiembre pudo haber sido diseñado en Alemania, España y EEUU, pero los conspiradores era israelíes.

    Sin tener en cuenta que el “complot para asesinar norteamericanos” en el 2001 fue planificado en Alemania y España y EEUU más que en Afganistán. ¿Por qué Washington no bombardeó esos países?

    Ciertamente, ¿que se necesita realmente para comprar pasajes de avión y tomar unas lecciones de vuelo en EEUU? ¿Una habitación con algunas sillas? ¿Qué significa un “cielo aún más seguro”? ¿Una habitación más grande con más sillas? ¿Quizás un pizarrón? Terroristas con la intención de atacar a EEUU pueden reunirse casi en cualquier lado, siendo Afganistán probablemente el menos indicado para ellos, si consideramos la ocupación americana.

    Hay muchas personas en Afganistán y Pakistán – los que todavía viven – que rechazan profundamente la presencia norteamericana y los aviones no tripulados que vuelan sobre sus cabezas y arrojan bombas sobre sus hogares, sus fiestas de casamiento, sus funerales, sus vidas. Al igual que en Irak, la “guerra contra el terrorismo” norteamericana en Afganistán genera regularmente, rutinariamente y conspicuamente nuevos y numerosos terroristas antiamericanos.

    La única “guerra de necesidad” que conduce a EEUU a Afganistán es la necesidad de proteger las tuberías de petróleo y gas del área del Mar Caspio, la creación de bases militares en este país que está rodeado por las regiones ricas en petróleo del Mar Caspio y del Golfo Pérsico, facilitando observar y presionar al vecino Irán. ¿Qué más podría desear un respetable país imperialista? Oh, ¿he mencionado que el complejo militar-industrial-seguridad-inteligencia y sus accionistas se harán cada vez más ricos?

    Pero la guerra contra los talibanes no puede ganarse. Excepto si quizás matan a todos en Afganistán. Los EEUU deberían negociar las tuberías con los talibanes, como lo intentó la administración Clinton, sin éxito; luego salir, y declarar la “victoria”. Seguramente Barack Obama puede brindar un elocuente discurso victorioso.

    EEUUSrael e Irán

    Cuando EEUU e Israel bombardeen Irán (siendo el sexto país bendecido por Barack Obama) y este triste y viejo mundo tenga un nuevo horror que mirar en sus TV’s, y cuando descubramos que Irán realmente no estaba construyendo ningún arma nuclear, los principales medios americanos y la ignorante mente norteamericana preguntará: “¿Por qué no nos lo dijeron? ¿Querían que los bombardeáramos?”

    Se hicieron las mismas preguntas sobre Irak luego de descubrirse que Saddam Hussein no tenía ningún arma de destrucción masiva. Sin embargo, antes de la invasión norteamericana a Irak, hubo autoridades que declararon firmemente y en repetidas ocasiones que no tenían tales armas. Eso lo recordé gracias al reciente informe sobre Hans Blix, ex jefe de inspectores de armas de Naciones Unidas, que condujo una condenada caza de armas de destrucción masiva en Irak. La semana pasada señaló en una investigación británica sobre la invasión de marzo del 2003 que aquellos que estaban “100 por ciento seguros que había armas de destrucción masiva” en Irak terminaron teniendo “menos del 0 por ciento de conocimiento” de dónde podrían estar los supuestos lugares ocultos. Atestiguó que había advertido al primer ministro británico Tony Blair en una reunión en febrero del 2003 – al igual que a la secretaria de estado norteamericana Condoleezza Rice en charlas separadas – que Hussein podría no tener armas de destrucción masiva.6

    En agosto del 2002, el primer ministro adjunto iraquí, Tariq Aziz, indicó al periodista norteamericano, Dan Rather de CBS: “No poseemos ningún arma nuclear ni biológica ni química”.7

    En diciembre, Aziz declaró a Ted Koppel de ABC: “El hecho es que no tenemos armas de destrucción masiva. No tenemos armas químicas, ni biológicas ni nucleares”.8

    Hussein mismo dijo a Rather en febrero del 2003: “Estos misiles han sido destruidos. No hay misiles que contradigan las prescripciones de Naciones Unidas, respecto a su alcance, en Irak. Ya no están allí”.9

    Es más, el Gen. Hussein Kamel, ex director del programa de armas secretas de Irak, y yerno de Saddam Hussein, dijo a la ONU en 1995 que Irak había destruido sus misiles y armas químicas y biológicas prohibidas poco después de la Guerra del Golfo Pérsico.10

    Y hay más ejemplos de autoridades iraquíes diciendo al mundo que las armas de destrucción masiva eran inexistentes.

    Si todavía tienes serias dudas sobre la devoción de los grandes medios para cuestionar las premisas y razonamientos de la política exterior norteamericana, considera esto: A pesar de las dos revelaciones en el programa de Dan Rather de CBS, y las demás revelaciones mencionadas arriba, en enero del 2008 descubrimos al periodista de CBS, Scott Pelley, entrevistando al agente del FBI George Piro, que a su vez había entrevistado a Saddam Hussein antes de ser ejecutado:

    Pelley: ¿Y qué te dijo respecto a la forma que había destruido sus armas de destrucción masiva?

    Piro: Me dijo que la mayoría de las armas de destrucción masiva habían sido destruidas por inspectores de la ONU en los 90’s, y aquellas que no habían sido destruidas por los inspectores fueron unilateralmente destruidas por Irak.
    Pelley: ¿Él ordeno su destrucción?

    Piro: Si.

    Pelley: ¿Entonces porqué mantener el secreto? ¿Por qué arriesgar a tu nación? ¿Por qué poner tu propia vida en riesgo para sostener esta farsa?11

    ¿Hubiese importado si la administración de Bush le hubiese creído a Irak cuando dijeron que no poseían armas de destrucción masiva? Probablemente no. Existe amplia evidencia que Bush sabía que ese era el caso, al igual que Tony Blair. Saddam Hussein simplemente no apreció que tan psicopáticos eran sus dos adversarios. Bush estaba determinado a arrasar Irak, por el bien de Israel, por el control del petróleo, y para expandir el imperio, aunque no todo funcionó como el imperio esperaba; por alguna extraña razón, parece que el pueblo iraquí rechazaba ser bombardeado, invadido, ocupado, y torturado.

    El resultado de la política iraquí de Bush puede resumirse diciendo que sería difícil citar tantos otros ejemplos históricos de un país destruyendo a otro por completo, aplastando y pervirtiendo virtualmente todos los aspectos de su sociedad y humanidad.

    Ahora Israel presiona despiadadamente a Washington para hacer lo mismo en Irán – no es que EEUU necesariamente necesite demasiado un empujón – principalmente ya que Israel está determinado a seguir siendo la única potencia nuclear en el Medio Oriente; esto a pesar que Irán ha informado varias veces a EEUU y al mundo que no esta construyendo armas nucleares. Pero si Irán estuviera, de hecho, construyendo armas nucleares, debemos preguntar: ¿Existe alguna ley que indique que EEUU, Inglaterra, Rusia, China, Israel, Francia, Pakistán, y la India tienen autorización para poseer armas nucleares, pero no Irán? Si EEUU hubiera sabido que los japoneses tenían bombas atómicas, ¿Hiroshima y Nagasaki hubiesen sido destruidas? ¿Acaso USrael cree que ya no hay suficientes horrores y sufrimiento en las noticias?

    En lo que podría ser parte de la preparación para un ataque a Irán, 47 miembros de la Cámara de Representantes presentó recientemente una resolución no-vinculante declarando a Irán como “una inmediata y existencial amenaza para el estado de Israel”. Para ilustrar esta amenaza, la resolución citó al presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad, en varias ocasiones incitando sentimientos como: “La voluntad de Dios, con la fuerza de Dios, pronto experimentaremos un mundo sin EEUU y sin Sionismo”… llamando a que “este régimen ocupante [Israel] sea borrado del mapa”… “Les guste o no, el régimen sionista se dirige hacia la aniquilación”… “Debo anunciar que el régimen sionista, con un record genocida de 60 años, robo, invasión, y traición está por perecer y pronto será eliminado de la escena geográfica”… “Hoy, la hora de la caída del poder satánico de EEUU ha llegado, y la cuenta regresiva para la aniquilación del emperador del poder y la riqueza ha comenzado”.

    Atemorizante, ¿cierto? ¿N’est-ce pas? ¿Nicht wahr? Pero hay mucho menos de lo que a simple vista se ve. Observen que no cita a Ahmadinejad en una amenaza específica, explícita de un ataque iraní sobre Israel o EEUU. No dice ni indica que “Yo” o “Nosotros” o “Irán” va a llevar a cabo nada de esto, ni producir ningún acto de violencia. Y yo diría que es porque no es eso a lo que se refería. En otra cita, que la resolución no menciona, el presidente iraní dijo en diciembre del 2006: “El régimen sionista será eliminado pronto, de la misma manera que lo fue la Unión Soviética, y la humanidad alcanzará la libertad”.12 Obviamente, el hombre no está llamando a ninguna clase de ataque violento contra Israel, ya que la disolución de la Unión Soviética se produjo muy pacíficamente. Es más, en junio de 2006, el líder supremo iraní, Ayatollah Ali Khamenei, declaró: “No tenemos ningún problema con el mundo. No somos una amenaza para nadie en el mundo, y el mundo lo sabe. Nunca empezaremos una guerra. No tenemos intención alguna de ir a la guerra con ningún país”.13 ¿Por qué los autores de la resolución del Congreso no citaron esa declaración?

    Creo que uno puede llegar a una mejor comprensión de las declaraciones del presidente iraní observándolas como metáforas, como auto-importantes, como pensamiento deseoso, así también como pobre traducción (por ejemplo: “borrado del mapa”14), viniendo de un hombre lo suficientemente idiota como para declarar públicamente que no hay homosexuales en Irán.

    Pero más importante aún, la resolución no ofrece razón alguna por la cual Irán atacaría a Israel o a EEUU. ¿Qué razón tendría Irán para utilizar armas nucleares contra otro país si no es un irresistible deseo por un suicidio nacional en masa? Ciertamente, se podría haber formulado la misma pregunta – y debería haberse formulado – antes de la invasión de Irak. De las tantas mentiras que rodearon esa invasión, la más grande de todas fue que, si de hecho, Saddam Hussein hubiera poseído esas armas de destrucción masiva, la invasión hubiese estado justificada.

    Con todas las mentiras expuestas acerca del desastre norteamericano iraquí, yo y muchos otros nos hemos permitido el lujo, el oculto placer, de creer que el gobierno de EEUU y los medios habían aprendido una lección que duraría algún tiempo. Fueron atrapados y expuestos. Pero es lo mismo nuevamente con las mentiras sobre Irán y Ahmadinejad. (No, ni siquiera es un negador del Holocausto)

    En cualquier caso, es probable que Israel ni siquiera se crea su propia propaganda. En marzo del año pasado, el Washington Post informó: “Un oficial israelí de alto rango en Washington” aseguró que “es poco probable que Irán utilice sus misiles en un ataque contra Israel debido a la certeza de una respuesta”.15 Esa fue la última oración del artículo y, según una extensa búsqueda de Nexis, no apareció publicado en ningún otro medio de habla inglesa del mundo.

    Y a principios de este año pudimos leer en el Sunday Times de Londres: “El Brigadier-General Uzi Eilam, 75, héroe de guerra y pilar de la defensa israelí, cree que probablemente Irán demore siete años en construir armas nucleares. Las visiones expresadas por el ex director general de la Comisión de Energía Atómica de Israel contradicen la declaración del complejo de defensa israelí y lo ubican en contraste con los líderes políticos”.16

    Si algún país en este mundo es una amenaza por utilizar armas nucleares sin una notable falta de consideración por las consecuencias es justamente Israel. Martin van Creveld, profesor de historia militar israelí, y fiel ciudadano, remarcó en el 2002: “Tenemos la capacidad de acabar con el mundo junto a nosotros. Y puedo asegurarle que eso sucederá antes que Israel sea acabado”.17 Piensen en la escena final de “El Dr. Strangelove”. Es Israel el que está sentado sobre el misil nuclear a gran velocidad llevando el sombrero de cowboy.

    No hay negocio como el del espectáculo

    Ella tocó el Concierto en Re menor de Mozart.
    Y acompañó a la misma y única Aretha Franklin.
    Una actuación de gala a beneficio en Philadelphia.
    Casa de la Orquesta de Philadelphia.

    © Stephen Crowley/The New York Times
    La entonces secretaria de estado Condoleezza Rice, al centro,
    con su grupo de cámara; desde la izquierda, Soye Kim,
    Joshua Klein, Robert Battey y Lawrence Wallace.
    El grupo tocó casi semanalmente.
    Tanto talento y aún así… tan desalmados

    Ante 8.000 personas.
    Y gustó mucho.
    ¿Cuántos de ellos sabían que la pianista era una genuina criminal de guerra no condenada?
    Culpable de crímenes contra la humanidad.
    Defensora de la tortura.
    Con tanta sangre en sus manos de pianista.
    Cuyo estilo en su cargo durante años puede describirse como el de la hipocresía, desinformación, y despiadadas mentiras.
    ¿Pero qué le importaba a la audiencia?
    Esto es EEUU.
    Hogar de los Buenos Muchachos.
    Ella luchaba contra los Malos Muchachos.
    Y todos sabemos que el espectáculo debe continuar.
    Entonces, escuchemos, amigos… escuchémoslo de nuestra querida virtuosa… ¡La Señorita Condoleezza Rice!

    Notas

    1. Documentos y Publicaciones del Departamente de Estado, 10 de marzo de 2009
    2. ‘Face the Nation’, CBS, 4 de julio de 2010
    3. Washington Post, 27 de julio de 2010
    4. Discurso del presidente en la convención de Veteranos de Guerras en el Exterior, 17 de agosto de 2009
    5. Comunicación de prensa de la Casa Blanca. Declaraciones de Obama el 27 de julio de 2010
    6. Associated Press, 28 de julio de 2010
    7. CBS ‘Evening News’, 20 de agosto de 2002
    8. ABC ‘Nightline’, 4 de diciembre de 2002
    9. ’60 Minutes II’, 26 de febrero de 2003
    10. Washington Post, 1ro de marzo de 2003
    11. ’60 Minutes’, 27 de enero de 2008. Ver también: Fairness and Accuracy in Reporting [FAIR] Action Alert, 1ro de febrero de 2008
    12. Associated Press, 12 de diciembre de 2006
    13. Carta al Washington Post de M.A. Mohammadi, Prensa, Misión Iraní a Naciones Unidas, 12 de junio de 2006
    14. Ver el Informe Anti-Imperio, 1ro de octubre de 2008, segunda parte
    15. Washington Post, 5 de marzo de 2009
    16. Sunday Times (Londres), 10 de enero de 2010
    17. Originalmente en la revista semanal Dutch, Elsevier, 27 de abril de 2002, páginas 52-3; republicado en varios medios internacionales. un saludo grande a todos, la paz siempre es posible.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: